«proyectos de ley», no «proyectos de leyes»

Al ‘texto elaborado por el Gobierno y sometido al Parlamento para su tramitación y aprobación como ley’ se lo denomina proyecto de ley, cuyo plural es proyectos de ley, no proyectos de leyes.

Sin embargo, en los medios de comunicación es frecuente encontrar frases como «Con los dos proyectos de leyes analizados se concluye el proceso de institucionalización del Estado», «Los diputados debatieron los proyectos de leyes» y «Hemos estado inmersos en un proceso de análisis y estudio de dos proyectos de leyes».

En la locución proyecto de ley, formada por sustantivo + de + sustantivo y definida según el Diccionario panhispánico del español jurídico como ‘anteproyecto de ley que, tras su aprobación por el Consejo de Ministros, es remitido al Congreso de los Diputados en el ejercicio de la iniciativa legislativa del Gobierno’, lo adecuado sería pluralizar solo el primer elemento y mantener invariable el segundo, como mismo ocurre con cabezas de familia, cabezas de turco y caballos de batalla.

Así, en los ejemplos anteriores hubiese sido preferible escribir «Con los dos proyectos de ley analizados se concluye el proceso de institucionalización del Estado», «Los diputados debatieron los proyectos de ley» y «Hemos estado inmersos en un proceso de análisis y estudio de dos proyectos de ley».

Una primera entrega de esta recomendación se publicó el 18 de enero de 2021.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.