«mipymes», mejor en minúscula

Puesto que es un acrónimo suficientemente lexicalizado y funciona como nombre común, se recomienda escribirlo con minúsculas: mipyme, cuyo plural es mipymes.

Sin embargo, en los medios de comunicación de Cuba encontramos ejemplos como los siguientes: «Las primeras fuentes de creación de las Mipymes privadas serán los actuales negocios de trabajadores por cuenta propia» y «¿Cómo marcha el proceso de creación de MIPYMES en el país?».

Lo recomendado es que este acrónimo se use como nombre común, es decir, mipymes, mejor que Mipymes, pues, al tratarse de una sigla que se pronuncia como una palabra, cuando esta pasa a incorporarse al léxico común del español, se escribe con letras minúsculas: ovni, sida, radar, led, pyme, mipymes.

Aunque es posible optar por la forma sin lexicalizar, es decir, MIPYME, su plural, como el de otras siglas, es invariable en la escritura: las MIPYME. En cambio, si el desarrollo del acrónimo se corresponde con un nombre propio, como es el caso de Mercado Común del Sur, la mayúscula inicial en Mercosur (mejor que MERCOSUR) es obligatoria.

Aunque en Cuba es frecuente desarrollar  mipymes como ‘micro, pequeñas y medianas empresas’, de acuerdo con la Fundación del Español Urgente (FundéuRAE), esta es una «expresión anómala (no se pueden coordinar elementos sintácticamente diferentes, en este caso un prefijo con adjetivos) sobre la que no hay norma». En caso de que se admita la coordinación de prefijos con adjetivos, sería preferible escribir con guion el elemento compositivo: micro-, pequeñas y medianas empresas».

Por otra parte, el Departamento de «Español al día», de la Real Academia Española, también coincide en que «no es posible coordinar adjetivos y prefijos. Lo más adecuado en este caso es desarrollar el acrónimo como microempresas y pequeñas y medianas empresas».

Finalmente, conviene recordar que el Diccionario de la lengua española documenta pyme, acrónimo de pequeña y mediana empresa, con el significado de ‘empresa mercantil, industrial, etc., compuesta por un número reducido de trabajadores, y con un moderado volumen de facturación’.

Así, en los ejemplos iniciales lo apropiado habría sido escribir «Las primeras fuentes de creación de las mipymes privadas serán los actuales negocios de trabajadores por cuenta propia» y «¿Cómo marcha el proceso de creación de mipymes en el país?».

Una primera entrega de esta recomendación se publicó el 7 de agosto de 2021. Se actualiza la presente entrada para aclarar que lo más apropiado es «microempresas, pequeñas y medianas empresas», como desarrollo del acrónimo «mipymes».

Una respuesta a “«mipymes», mejor en minúscula”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.