Día Mundial del Medioambiente, claves de redacción

Con motivo del Día Mundial del Medioambiente, que se celebra cada 5 de junio, ofrecemos las siguientes recomendaciones lingüísticas sobre esta conmemoración.

1. Día Mundial del Medioambiente, escritura adecuada

De acuerdo con la última edición de la Ortografía de la lengua española, los sustantivos y adjetivos que forman parte del nombre de las festividades, sean civiles, militares o religiosas, se escriben con mayúscula inicial. Así, lo apropiado sería Día Mundial del Medioambiente. A propósito, conviene recordar la escritura apropiada de otras conmemoraciones que también celebraremos en los próximos días: Día de los Océanos (8 de junio) y Día Mundial de Lucha contra la Desertificación y la Sequía (17 de junio).

2. Medio ambiente y medioambiente, opciones válidas

Según el Diccionario panhispánico de dudas, la grafía medioambiente alude al ‘conjunto de circunstancias o condiciones exteriores a un ser vivo que influyen en su desarrollo y en sus actividades’. Esta obra académica puntualiza que, «aunque aún es mayoritaria la grafía medio ambiente, el primer elemento de este tipo de compuestos suele hacerse átono, dando lugar a que las dos palabras se pronuncien como una sola; por ello, se recomienda la grafía simple medioambiente, cuyo plural es medioambientes. Su adjetivo derivado es medioambiental».

3. CITMA y Citma, grafías válidas

CITMA es la sigla para aludir al Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente. Debe escribirse sin punto entre las letras (*C. I. T. M. A.). En este caso, la sigla se puede leer como palabra, así que se convierte en acrónimo, por lo que puede escribirse solo con mayúscula inicial, porque hace alusión a un nombre propio. Así, CITMA y Citma son opciones válidas que alternan en el uso.

4. Desertizar es lo mismo que desertificar

‘Transformar en desierto amplias extensiones de tierras fértiles’ es, según el Diccionario de la lengua española (DLE), desertificar, verbo que comparte significado con desertizar. Así, los sustantivos derivados de desertizar y desertificar son desertización y desertificación, ambos válidos.

5. Basurear y basureo, mejor que littering

Como ha explicado la Fundación del Español Urgente (FundéuRAE) en su libro 1001 curiosidades, palabras y expresiones del español, «el extranjerismo littering se utiliza sobre todo como término representativo de movimientos y campañas que pretenden concienciar a la sociedad de la necesidad de no abandonar residuos en lugares públicos, por las graves consecuencias medioambientales que conlleva. La Fundéu recomienda sustituir este anglicismo por basureo o basurear».

6. Desarrollo sustentable/sostenible, opciones válidas

Tanto sustentable, más frecuente en América, como sostenible, preferido en España, son adjetivos válidos para calificar al ‘modelo de desarrollo consciente de la necesidad de no agotar los recursos’. Asimismo, los sustantivos derivados de estos términos son sustentabilidad y sostenibilidad, ambos correctos.

7. Ecocidio y arboricidio, neologismos válidos

Según la FundéuRAE, «El neologismo ecocidio se ha formado correctamente a partir de la combinación de los elementos compositivos eco– y –cidio, con el significado de ‘ecológico’ y ‘acción de matar’, respectivamente. Su uso está ampliamente extendido y ya lo recogen algunos diccionarios como el Clave con el significado de ‘daño ecológico muy grave’». Por otra parte, el término arboricidio, presente en el DLE desde 2019, se ha formado a partir de arbori– y –cidio, y alude a la ‘tala injustificada de árboles (‖ plantas perennes)’.

8. Ciudad verde, construcción válida

Una de las acepciones del adjetivo verde es ‘dicho de un producto: ecológico (‖ que no es perjudicial para el medio ambiente)’. Por tal razón, como destaca la Fundéu, es válido su uso en expresiones como ciudad verde, empleo verde, industria verde. En estos casos, el adjetivo verde no necesita resalte tipográfico ni comillas, por lo que lo apropiado es escribirlo en redonda.

9. Veroño, neologismo válido

De acuerdo con el Observatorio de palabras de la RAE, el término veroño, formado por acronimia, esto es, a partir de fragmentos de dos palabras: ver(ano) y (ot)oño, es un vocablo adecuado en español. Se usa coloquialmente para referirse al ‘periodo inicial del otoño en el que aún se mantienen temperaturas propias del verano’.

10. Agroambiental se escribe sin guion ni espacio intermedios

El término agroambiental, formado a partir de agro– y ambiental, está presente en el DLE desde 2019, con la acepción de ‘perteneciente o relativo a la agricultura y el medio ambiente considerados de manera conjunta’. Como indica la Ortografía académica, lo apropiado es que el elemento compositivo agro- se escriba soldado a la palabra que afecta, en este caso, ambiental, sin guion ni espacio intermedios.

11. Agua líquida, expresión válida

El agua es un compuesto químico inorgánico formado por dos átomos de hidrógeno y uno de oxígeno; puede encontrarse en estado líquido (su estado por defecto), sólido (hielo) o gaseoso (vapor de agua); por tanto, no hay error en hablar de agua líquida, tal y como explicó la Real Academia Española.

*Tomado de la revista Juventud Técnica. 

2 Respuestas a “Día Mundial del Medioambiente, claves de redacción”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.